Reportajes

6 videojuegos satánicos para disfrutar en Semana Santa

6 videojuegos satánicos para disfrutar en Semana Santa. | Aduge Studio
6 videojuegos satánicos para disfrutar en Semana Santa. | Aduge Studio

¿Qué mejor que ponerse a los mandos de unos buenos videojuegos satánicos para celebrar, de forma sacrílega, la Semana Santa?

Hay quienes durante Semana Santa gustan de rodearse de tallas de madera que representan encarnaciones de dios, otros prefieren aprovechar los días de fiesta para tostar su piel sobre la cálida arena de la playa. Pero también sabemos que hay muchos que buscan nuevos títulos a los que jugar durante las vacaciones, por eso hemos aprovechado la religiosidad de estos días para publicar una lista pagana de seis videojuegos satánicos con los que manifestar nuestro espíritu sacrílego.

El Conde Lucanor

El Conde Lucanor. | Baroque Decay

Como comenta Manu Delgado en su crítica de El Conde Lucanor, este es un juego que intenta engañar a los jugadores situándoles primero en un bucólico prado para después llevarlos a un mundo sangriento y macabro. La forma en la que Baroque Decay ha sabido dotar a este juego de una identidad visual propia es digna de alabar, ya que consigue que ese cambio drástico sea vivido por el jugador de una forma natural y consecuente.

Estamos ante un juego en el que puedes ver cómo una pequeña cabrita es poseída por el demonio, obligándola a arrancarle la cabeza a su pastor, o tener que pasar por un pentagrama gigante pintado con sangre en el suelo de una caverna llena de gusanos para ir a un pozo lleno de vísceras en lugar de agua. Sin duda un título con una atmósfera tétrica muy bien trabajada y con sentido narrativo.

Devil Daggers

Devil Daggers. | Sorath

Según escribe Jonathan León en su crítica de Devil Daggers, este juego se aleja del “clásico tópico de videojuegos de temática satánica que tienen a la carnicería más visceral como principal estandarte”. Y es que a pesar de que uno de sus 13 enemigos sea un grupo de cráneos gigantes, Devil Daggers puede presumir de usar la imaginería satánica de forma sutil, intentando darle un nuevo enfoque a una temática tan explotada.

Pero donde Devil Daggers se vuelve realmente satánico es en su jugabilidad; todo aquel que lo ha probado habla de la dificultad de este juego, en el que es raro conseguir permanecer vivo durante varios minutos seguidos. Cuando aprendes que vas a morir sí o sí aprendes que el objetivo real es aplazar tu muerte.

The Binding of Isaac

The Binding of Isaac. | Edmun McMillen

En una lista de videojuegos satánicos no podía faltar The Binding of Isaac, uno de los juegos indies más conocidos de los últimos años, incluso se le podría considerar precursor de muchas de las tendencias que hoy en día vemos en los títulos independientes.

Ser grotescto es una característica ideal para los roguelikes, ya que es la representación visual perfecta de las penurias que pasará el jugador que se enfrente a cualquiera de ellos. En The Binding of Isaac eso se lleva al máximo exponente, ya que con cada nuevo enemigo, arma o entorno crece la grima que experimenta el jugador.

Qasir al-Wasat

Qasir al-Wasat. | Aduge Studio

Ya hemos hablado de este juego anteriormente, y aunque no se fundamenta en la concepción católica del infierno, si que cuenta con elementos demoníacos. Qasir al-Wasat pone al jugador en la piel de Subtle, un demonio invocado desde las tinieblas con el firme objetivo de llevar a cabo tres asesinatos, para los que se valerá de su invisibilidad y su técnica mortífera.

Como decimos, no es un videojuego satánico al uso, de esos que utiliza la oscuridad y la sangre como leivmotiv, sino que se apoya en la cultura musulmana para narrar una trama histórica a través de una ambientación cuidada hasta el punto de utilizar instrumentos árabes tradicionales para el aspecto sonoro y elementos como miniaturas u obras de arte de la cultura persa para recrear el escenario de la mejor forma posible.

Pony Island

Pony Island. | Daniel Mullins Games

Un ordenador ha sido poseído por el demonio convirtiendo un infantil e inocente juego en uno de estos videojuegos satánicos de los que estamos hablando. De ese modo, lo que era un título alegre llamado Pony Island se convierte en una experiencia tan siniestra como desagradable.

Con esa premisa podríamos comparar Pony Island con El Conde Lucanor, por eso de comenzar de forma alegre para terminar siendo un esperpento macabro, sin embargo las características metanarrativas de Pony Island lo acercan más a juegos como Calendula, Cibele o Emily is Away, aunque con un toque terrorífico, por supuesto. Un cócktel que le ha convertido en uno de los indies más relevantes de los últimos meses.

Lucius

Lucius. | Shiver Games

Puede que sea el más evidente de esta lista de videojuegos satánicos. El protagonista, Lucius, es el mismísimo hijo de Satanás, por lo que tiene una serie de poderes que le permitirán sembrar el pánico a pesar de que sólo tiene 6 años. De eso va en realidad Lucius, de utilizar las habilidades sobrenaturales del protagonista para cometer los crímenes más macabros posibles.

La primera entrega tuvo una aceptación tan buena que tres años después, en 2015, se publicó una secuela llamada Lucius 2 que permite continuar con los malvados planes de esta criatura demoníaca de corta edad.

Comments
To Top