Noticias

Un libro surgido de Firewatch se hace realidad a petición de un fan

Artwork oficial del juego | Campo Santo
Artwork oficial del juego | Campo Santo

Campo Santo ha recreado al detalle y en exclusiva Love at First Site, una novela pulp que apareció a raíz del universo de su exitoso juego.

Uno de los aspectos más alabados de Firewatch es el mimo puesto en cada rincón del escenario. La ambientación logra que te sumerjas de lleno en la habitación del puesto de vigilancia de Henry, llena de cachivaches y libros con los que podemos interactuar, aunque no se nos permita leer estos últimos más allá de la cubierta. Al menos la mayor parte de ellos.

Los responsables del título han traído a la realidad una de estas novelas ficticias (ficción dentro de la propia ficción) para un fan que se la pidió al estudio. Un libro que estaba más escondido de lo habitual, pues ni siquiera figuraba como decorado de alguna de las estanterías virtuales de Firewatch. Más bien, se manifestaba a través de una hoja de pedidos para esa y varias novelas más que se encontraba dentro de las cubiertas de Crime by the Numbers, otra colección de libros ficticios que sí que están visibles en el juego y que se venden como merchandising en la tienda web de Campo Santo en forma de cuadernillos de notas (no se han recreado como libros, pero tienen las cubiertas de estos y eso les da bastante encanto).

Si todos los libros que hay allí arriba tuvieran que hacerse realidad... | Campo Santo

Si todos los libros que hay allí arriba tuvieran que hacerse realidad… | Campo Santo

La hoja de pedidos es también falsa, evidentemente. En ella se pueden marcar los libros de la ficticia editorial Red Panda que uno quiere que le lleguen. Ryan, que es el nombre al que responde el fan que escribió al estudio, adquirió la colección de cuadernillos de Crime by the Numbers y, en una carta a Campo Santo donde se declaraba fan absoluto del juego y de sus creadores, adjuntó la hoja de pedidos con la casilla marcada de una supuesta novela llamada Love at First Site. La desarrolladora se lo tomó en serio y atendió a esa extraña petición que demandaba algo que ni siquiera existía. Así que tuvieron que crearlo.

Ilustrada por Claire Hummel, diseñada por Jake Rodkin, y escrita por el propio guionista de Firewatch Sean VanamanLove at First Site se convirtió en una realidad y fue enviada a Ryan. El libro iba acompañado de una carta de Conrad Hummel, editor ficticio del mismo, en la que aclaraba que incluso dentro de esa ficción se trataba de la última novela en stock, y que nunca jamás volverían a atender ningún pedido. En palabras que el propio Vanaman ha vertido en el post del blog oficial de la compañía donde se explica todo esto: “¿Deberíamos estar trabajando en nuestro segundo juego? Absolutamente. ¿Podríamos gastar docenas de horas de trabajo en hacer realidad el pedido de Ryan? No lo dudes“.

Sin embargo, Campo Santo aún no ha recibido ninguna respuesta del tal Ryan, que ni siquiera especificó su apellido en el pedido. Tampoco lo ha publicado en internet de ninguna manera, por lo que sabemos, así que ha sido el propio estudio quien ha tenido que revelarlo. Porque claro, ¿de qué les habría servido gastar tantos recursos en tener un detalle con un fan si luego eso no se iba a saber? Vanaman y los suyos esperaban que esta noticia saliera a la luz gracias a Ryan, les convenía más que fuera así porque es muy buena prensa para ellos, pero quién sabe qué ha podido pasar.

Aun así, no deja de ser un hecho la mar de curioso que demuestra, una vez más, lo rico que es el mundo interior de Firewatch por un lado, y la capacidad creativa de Campo Santo por otro.

Comments
To Top