Descubrimientos

Pequeñindies Nº5: adolescentes, tejones y estaciones encantadas

Cursi, el cursor de Dear Tester. | Leñoypalmera Games
Cursi, el cursor de Dear Tester. | Leñoypalmera Games

¡Nueva selección de videojuegos indies pequeñitos! Hoy os recomendamos desde aventuras con yokais hasta simuladores de amor adolescente.

Vamos a tirar de tópicos: es verano, hace calor y algunas tardes se vuelven interminables… ¿Qué mejor que llenarlas con jueguitos indies que duran lo que un helado de chocolate? Esta es nuestra recomendación de pequeñindies de esta semana (aunque hace tiempo que esta sección perdió su periodicidad), esperamos que os gusten. Y, como siempre, os recordamos que si queréis recomendarnos algunos pequeñindies para que aparezcan en las próximas secciones sólo tenéis que decírnoslo en los comentarios o a través de Twitter y Facebook:

Yûrei Station

Por Atelier Sentô

Yûrei Station es una aventura gráfica que nos cuenta una historia con tintes sobrenaturales basada en la cultura japonesa. Usando como interfaz nuestro propio móvil, acompañaremos a una niña en su viaje por las infinitas líneas de trenes hasta llegar a una estación poblada por yokais. Un juego sencillo, pero muy atmosférico, en el que destaca especialmente su apartado gráfico, hecho con medios tradicionales como lápices y acuarelas, por un grupo de estudiantes de instituto. Ideal si os gustan las historias de fantasmas, Japón o los trayectos en tren.

– María Darko

Dear Tester

Por Leñoypalmera Games

Este pequeño videojuego de interfaz es el primer desarrollo de Violeta Sarabia y Álvaro Meléndez, los únicos dos integrantes de Leñoypalmera Games y colaboradores de esta casa. En Dear Tester nos ponemos en la piel de un usuario seleccionado para probar Curtains, el nuevo sistema operativo de un tal Gill Bates, quien nos irá pidiendo ayuda con los diferentes bugs que irán surgiendo durante la partida. Es un juego corto, pero cargado de originalidad y con un adorable diseño con toques vaporwave. Quiero que quede claro que Dear Tester no está aquí porque sus creadores sean integrantes de Equilateral, sino porque su primer juego demuestra que esta pareja tiene mucho potencial en esto del desarrollo. Ojalá sigan creando.

– Manu Delgado

Shelter

Por Might and Delight

Ojalá más videojuegos con madres. De protagonistas controlables, especialmente. Por desgracia, no es un tipo de personaje que encaje con las fantasías de poder hipertrofiadas que tantas raíces han echado en el medio hasta el punto de definirlo; nuestra sociedad no considera que la figura materna sea interesante de ver o encarnar en la ficción, y juegos como Shelter demuestran lo mucho que tenemos que aprender al respecto. La heroicidad de ser la única responsable de que cinco criaturillas (en este caso unos tejoncitos la mar de cucos) crezcan sanas y seguras en un entorno salvaje no será tan bombástica como la del marine que salva la Tierra de los aliens, pero está a su misma altura. Es genial cómo eso se refleja mecánicamente en el sentido de que nuestra propia seguridad no importa en absoluto, sino que tenemos que velar exclusivamente por nuestros pequeños. Derriba los cánones androcentristas tanto en su premisa, porque es un juego de animales, como en un plano externo a la diégesis, en tanto que el usuario juega para las crías que no controla, no para sí mismo.

– Jonathan León

Confess My Love

Por LR Studio

Confess My Love es una aventura encerrada en cuatro paredes. su planteamiento no podía ser más simple: un chico de unos quince años, tímido, se queda después de clase con la intención de declararse finalmente a su amor. La chica lo espera unos pasos por delante, terminando sus deberes. Tú estas ahí, parado, mirándola… y tienes que decidir qué hacer. el juego cuenta con 20 finales diferentes, todos alcanzables en menos de 5 minutos, y todos desembocan en un Grand Finalle que no te dejará indiferente

– Cipri Boris

Swipe Cards!

Por Gamattica

Inspirado por la mecánica de Reigns, el estudio sevillano Gamattica ha querido crear un juego de agilidad para móviles en el que tendremos que deslizar cada naipe en la dirección que señale la flecha. La gracia de Swipe Cards! está en que en cada partida irán apareciendo cartas penalizadoras que modificarán nuestro juego si no estamos atentos, por lo que no se trata solo de deslizar rápido el dedo, sino de tener la destreza de no hacerlo cuando se trata de una carta negativa. Se convierte en una especie de UNO para un jugador. Swipe Cards! es perfecto como juego de móvil porque brinda partidas rápidas ideales para esos tiempos muertos en los que echamos mano de nuestro dispositivo. Además, cómo no, permite competir tanto con amigos como con el resto del mundo gracias a una tabla clasificatoria por puntos.

– Manu Delgado

Comments
To Top